Un baby shower es una fiesta o reunión que se lleva a cabo antes (o después) de la fecha de nacimiento del bebé: la idea principal es darle la bienvenida. Cada vez está mas de moda sumarle a estas celebraciones la revelación del sexo y el nombre.
Un bebé brinda infinitas razones para festejar y hay muchos aspectos a tener en cuenta a la hora de planificar el evento. ¿Tendrá alguna temática? ¿Qué productos incluir en la lista de regalos? ¿A quiénes invito? ¿Qué servir para comer? ¿Qué actividades hacer?

¡No te preocupes más! En Little Paradise vamos a ayudarte a organizar tu baby shower.

¿A quiénes invitar?

Recomendamos invitar a un circulo íntimo, organizar una fiesta pequeña con los seres queridos, y así lograr un ambiente tranquilo donde se disfrute de la compañía. Si tu reunión va a ser post el nacimiento, aunque parezca una buena idea juntar a todo el mundo para que conozcan al bebé de una vez, esto puede ser muy abrumador, por lo que seguimos aconsejando reducir el grupo y organizar visitas para después.

El evento puede ser organizado por los mismos padres o por alguna persona cercana, y hasta puede ser sorpresa!

Una vez que tengas la lista final, podes optar por enviar las invitaciones de diferentes maneras:

  • Invitaciones pre-impresas o impresas: Una opción fácil, linda y práctica para no estresarse mucho con el tema, las comprás hechas o las mandás a imprimir.
  • Invitaciones hechas a mano: Crear las las invitaciones le da un carácter y personalidad al evento ya desde el principio. Un look old fashion y clásico, donde podés reciclar y reutilizar todos esos restos de papeles lindos que alguna vez guardaste. Recomendamos hacerlo sólo si hay tiempo y ganas!
  • Invitaciones electrónicas: la invitación más funcional. Buscás en internet las plantillas, hay miles gratuitas, la personalizás, le das tu toque y las envías. Muy simple, moderno y sin gastar un peso. Super recomendable!

Regalos ¿si o no?

Los regalos siempre son bienvenidos, ya sean por parte de los invitados o por parte de quienes organizan el baby shower. Eso sí, no esperen si o si presentes, la razón de la fiesta no es esa sino compartir la alegría. A los invitados les recomendamos consultarle a los futuros padres que les gustaría recibir, para que no tengan que estar cambiando todo con apuro. Las opciones son super variadas, desde mantitas de bebé, ropita, cochecitos, muñecos, hasta utensilios de cocina, cuadritos, todo es lindo de regalar, y por que no una gift card para que directamente compren lo que gusten . A quienes organizan les recomendamos regalar algún souvenir de recuerdo con fotos o alguna bolsa de golosinas y comestibles.

¿En dónde hacerlo?

Siempre hay que tener en cuenta que una fiesta puede darse donde sea, lo importante es quienes asisten. Partiendo de aquí tenemos un montón de opciones.

  • El tan amado SUM de los edificios. Cómodo, privado, podes decorarlo a tu gusto, a veces hasta gratis, gran opción.
  • Restaurante. Comida hecha, servicio incluido y podés reservar un sector para tu grupo, genial!
  • Spa. a todos nos gusta que nos mimen, mascarillas para el cutis mientras piensan el nombre del bebé, divino! Ahora hay muchos salones de belleza y spa que realizan este tipo de eventos.
  • Una casa. No falla, el toque amoroso perfecto, tradicional. Podés optar por la comida casera o contratar un catering, ambas son buenas ideas.
  • Al aire libre. una plaza llena de verde, una terraza, algún jardín o playa. Estos espacios son primera tendencia, chequeá el clima por las dudas y adelante con esta alternativa que es muy de los tiempos que corren.

¡Ojo! Tener en cuenta a la hora de elegir el lugar, que sea cómodo especialmente para la persona embarazada o con el bebé ya nacido, la disponibilidad, el espacio y capacidad, el acceso a los baños y cocina.

¿Qué servir?

¡Que nunca falte la comida!
Podés optar por lo clásico, una linda mesa decorada, servida con alimentos de copetín, como canapés, sándwiches y finger food. Si el evento es al mediodía o a la noche se recomienda servir platos principales, como pastas o carnes. Y si están indecisos con el horario, no hay nada mejor que el brunch, donde se da una magnifica combinación entre el desayuno y el almuerzo.

Es más que importante que tener en cuenta a quienes no comen carnes, son celíacos o llevan una dieta especial para incluir las variaciones en el menú.
Se puede optar por la comida casera, por un servicio de catering y hasta por una mezcla entre ambas y por qué no que cada uno traiga algo para compartir, eso va a depender de los gustos personales y el presupuesto.

Es muy práctico pensar la comida según la disposición del lugar, si la idea es que la gente esté parada lo mejor será ofrecer comida de un solo bocado, en cambio si hay mesas y sillas se pueden servir platos perfectamente. La vajilla puede variar entre lo descartable y no, siempre y cuando se adecue al tipo de fiesta que organices.

Ahora sí, ¿Qué se hace?

Puede ser una simple reunión o podés optar por incluir juegos y baile. Siempre es mejor hacer las cosas dinámicas por lo que sería genial incluir algún tipo de actividad que lo diferencie de otra fiesta.

Les dejamos algunos juegos para que se inspiren:

De rompe hielo, ¿Quién es quien?
Este es un lindo juego por si las personas no se conocen, pediles antes de la fiesta a los invitados una foto de cuando eran chicos con su nombre escrito atras. Luego podrás decorar el salón con esas imágenes o mostrarlas en una pantalla. La idea es ir adivinando quien es cada peque para identificar a los invitados en la actualidad.

Ponele el chupete!
Un invitado actuará de bebé sentado en una silla con los ojos vendados. Otro, también sin ver, debe intentar ponerle un chupete en la boca siguiendo las instrucciones de los demás. Para agregarle emoción pueden armarse equipos y competir y si los bebés lloran son risas aseguradas!

Twister balloon!
¿Te imaginas a los invitados jugando al twister con globos inflados en la panza? ¡Con este juego podés! Se llevan premio las mejores poses y pierden si se caen o explotan sus panzas. ¡Para no parar de reir!

Maratón de mamaderas!
Llená de jugo unas cuantas mamaderas, formá equipos o mantené los de antes, quien logre terminarlas primero gana!

A elegir nombre!
Si todavía no eligieron el nombre puede ser una gran idea poner las opciones que les gustan más los nombres elegidos por los invitados, pueden sacarlos de la web o de algún libro que tengan y jugar a una especie de sorteo. No importa que salga uno que no les guste, la idea es divertirse, descubrir nombres, sus significados y pasar un lindo momento. Atención! Los nombres son un tema subjetivo y emotivo, si ya está decidido el nombre es mejor no mencionarlo, ni pedir opiniones.

Consejitos!
La idea de este juego es llevarse grandes consejos de como cuidar a un bebé, pero eso si, siempre confiá en tu percepción y criterio, todas las crianzas son distintas y mientras sean con respeto y amor todos los métodos son aceptables. Invitá a las personas a una ronda de anécdotas divertidas para que cuenten que hicieron en esa ocasión. Por ejemplo: la abuela cuenta como hacía con sus nietos para que logren comer. Para agregarle pimienta, podés pedirles que reemplacen ciertas palabras por otras, no podrán decir, chiquito o mamá.

Por último

¡No te olvides de disfrutar! Un baby shower es para compartir un gran momento, rodeados de los seres queridos y llenarse de buenas energías y lindos recuerdos.

¡Aquí abajo pueden contarnos sus experiencias y sus dudas, los leemos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Carrito

Enterate cuando ingresa Te vamos a estar notificando por email cuando el producto vuelva a stock. Por favor, ingresá tu dirección de email, así sos la primera en enterarte.
WhatsApp Envianos un WhatsApp!
Back to Top